RICARDO CRESPO Y LOS ESCÁNDALOS DE OTROS EX GARIBALDI

El recuerdo del grupo Garibaldi ha vuelto a surgir en las últimas horas, pues Ricardo Crespo, uno de sus ex integrantes que participó en la etapa final del grupo surgido a finales de los años 80, fue sentenciado a 19 años de prisión por el delito de abuso sexual en contra de su hija Valentina, quien fue víctima desde sus cinco años hasta sus 14 años de edad.

El tema causó revuelo y el público se ha conmocionado, pero no es la primera vez que un ex componente de la banda de éxitos como La ventanita y Que te la pongo ha estado en el ojo público por algún suceso relacionado con su vida personal.

Ingrid Coronado y Charly López se conocieron como integrantes de Garibaldi en los años 90 y formaron una de las parejas más conocidas de la agrupación, y del mundo en espectáculo pues se desarrollaron como conductores, faceta en la que se le recuerda a Coronado al frente de Venga la alegría por varios años.

Los famosos llegaron al altar en 1998 y se divorciaron en 2004, relación en la que procrearon a su hijo Emiliano. Pero fue en 2008 cuando la conductora volvió a contraer matrimonio, esta vez con su compañero y amigo de VLA, Fernando del Solar.

Pese a que conformaron una popular pareja del medio artístico y el nacimiento de sus dos hijos, Paolo y Luciano, los conductores se separaron en 2015. Los rumores apuntaban a que Coronado no estaba dispuesta a acompañar a su entonces esposo en su largo proceso frente al cáncer, pues Del Solar ha tenido distintos episodios de disminución de su salud.

Por su parte, Ingrid lo desmintió, pero el rumor la mantuvo en medio de la polémica por algún tiempo, por lo que la ex Garibaldi decidió retirarse del medio por varios años, para luego volver como locutora de radio y ahora con su reciente regreso a la pantalla de TV Azteca con el ya finalizado programa Todos a bailar.

Otro suceso que causó la tristeza de los seguidores de Garibaldi fue el deceso de Xavier Ortiz, uno de los integrantes originales del grupo creado por Luis de Llano en 1988, quien se convirtió en uno de los miembros más queridos, por lo que su sorpresivo suicidio conmocionó al público.

Presuntamente el actor que participó como “La bugambilia” en la obra Aventurera, sufrió sus últimos días agobiado por la pandemia y con una fuerte crisis económica derivada de su falta de participación en proyectos artístico como actor y cantante, debido al parón generado por la COVID-19.

Sergio Mayer también dio de qué hablar cuando se casó con la actriz Bárbara Mori, 10 años menor que él, y con quien procreó a su primer hijo, Sergio, quien ha la fecha ha seguido los pasos de su padre en la actuación. Luego de la separación y de otros escándalos, el famoso se casó con Issabela Camil, con quien tiene a sus hijas, Antonia y Victoria.

Pero la faceta más escandalosa del actor de Sólo para mujeres ha sido como como funcionario público en su labor de diputado federal y presidente de la Comisión de cultura en el senado, abanderado por el partido Morena desde el cambio de administración y la llegada de AMLO a la presidencia.

El desempeño del también productor de teatro fue cuestionado en múltiples ocasiones y también se le acusó de tráfico de influencias para gestionar ciertos casos relacionados con el medio de la farándula.

Tras el éxito que obtuvo en Garibaldi, donde pudo hacer viajes internacionales a países lejanos con la música de la banda, Pilar Montengero incursionó en telenovelas como Volver a empezar, al lado de Yuri. Pero al paso del tiempo, en la década de los 2000, retomó su faceta como cantante al lanzar el tema Quítame ese hombre, del disco Desahogo, que la puso en la cima de popularidad en México y Estados Unidos por largos meses, siendo la primera y única artista latina que ha podido mantenerse en el primer lugar del Hot Latin Tracks de Billboard.

Pero ese gran éxito fue su debut y despedida, pues sin anunciar nada, la cantante desapareció en 2013 del ojo público. Se especuló en aquel entonces, según algunos medios, que la actriz que debutó siendo niña en Anita la huerfanita, sufría una enfermedad terminal, pero en 2018 sus ex compañeros de Garibaldi aclararon que tiene un tipo de esclerosis múltiple, lo que no la pone en riesgo, pero limita su movilidad. Otras versiones periodísticas aseguran que Pilar sufre de ataxia, falta de coordinación y control muscular, debido a ello la cantante fue vista en silla de ruedas poco antes de su retiro.