POBREZA FRANCISCANA NO INCLUYE DESPIDO DE TRABAJADORES: LÓPEZ OBRADOR

Al manifestar que «la nómina es sagrada», el Presidente Andrés Manuel López Obrador aseguró que su propuesta de pasar de la austeridad republicana a la pobreza franciscana no contempla bajar los salarios ni llevar a cabo despidos en dependencias del Gobierno federal.

En conferencia de prensa «mañanera», en Palacio Nacional, López Obrador aseguró que tampoco se detendrá ninguna obra.

Afirmó que todos los trabajadores del gobierno federal tienen garantizados sus sueldos, aguinaldos y «no hay recortes».

«Yo pienso que todavía podemos avanzar más sin despedir trabajadores. Ah, porque los neoliberales inventaron lo de la austeridad, la variable austeridad, pero siempre pensando en despedir trabajadores y en recortar salarios a los de abajo».

«A mí me costaba un poco explicar en Europa a personas de izquierda, cuando les hablaba yo de austeridad, porque no querían escuchar esa palabra. Porque, en efecto, en el modelo neoliberal, austeridad es despedir trabajadores, reducir sueldos, mantener privilegios arriba y despedir trabajadores. Lo que hicieron mucho tiempo en Pemex, por ejemplo, que creció y creció el número de trabajadores de confianza que cobraban muchísimo y el discurso era de que costaba mucho la nómina de Pemex porque había muchos trabajadores y por eso, despidos masivos de trabajadores, pero arriba seguían creciendo, y era menos que los de base o los sindicalizados, pero proporcionalmente recibían más. Ese era el concepto de austeridad, muy distinto a lo nuestro, aquí es de arriba a abajo».

«Adelanto de que no vamos a tener dificultad, no vamos a detener ninguna obra (…) Y lo que es sagrado, pues es la nómina, todos los que trabajan al servicio del pueblo: maestros, médicos, enfermeras, servidores públicos, todos, marinos, soldados, policías, todos tienen garantizados sueldos, aguinaldos, no hay recortes y eso es lo que vamos a ver hoy», explicó.