MUERE APRIL ASHLEY, PIONERA DE LA LUCHA POR LOS DERECHOS TRANS EN REINO UNIDO

Pionera en la lucha por los derechos de las personas trans en el Reino Unido, la actriz y modelo April Ashley murió a los 86 años, informaron medios británicos el miércoles.

Segunda británica que cambió su sexo para convertirse en mujer, en 1960, Ashley dedicó su vida a defender a las personas trans y su muerte le ha valido muchos tributos en la comunidad LGTB (lesbianas, gays, trans y bisexuales), como el cantante Boy George, que la calificó de «fuerza de la naturaleza y gran sacerdotisa» de la causa, o el activista Peter Tatchell, que rindió tributo a «una heroína» y «gran pionera».

Nacida como George Jamieson en 1935 en Liverpool (noroeste de Inglaterra) en una familia obrera, acabó mudándose a Londres y después a París, donde trabajó en espectáculos de drag queens.

Ahorró hasta conseguir el dinero para la intervención de cambio de sexo, y se operó en Marruecos en 1960.

De regreso a Inglaterra, se vio confrontada a numerosos obstáculos para ser reconocida como mujer, el último en 1970, cuando quiso divorciarse y un tribunal invalidó su matrimonio alegando que su cambio de sexo no estaba reconocido legalmente. En protesta, se marchó a Estados Unidos y no volvió hasta que en 2005 la ley la reconoció como mujer.

En 2012, el príncipe Carlos la condecoró por su activismo por los derechos trans.

 Yo sé mejor que nadie cuánto puede llegar a juzgar la gente, pero lo que cuenta es ser fiel a una misma», declaró en una entrevista.