LAURA G Y KRISTAL SILVA PROTAGONIZAN ENCONTRONAZO EN PROGRAMA EN VIVO

Una vez más se presentó un encontronazo en un programa de televisión, ahora sucedió en «Venga la Alegría», pues las conductoras Laura G y Kristal Silva protagonizaron una discusión haciendo creer al público que se estaban peleando en vivo.

Todo ocurrió durante uno de los bloques del programa, en el que cada uno de los conductores compartió con los televidentes algunas de las fotografías que tomaron durante su fin de semana.

Cuando llegó el turno de la exreina de belleza, la producción decidió mostrar una imagen en la que aparece con un pequeño bikini, que dejó sin aliento a más de uno.

Kristal reconoció que estas publicaciones suelen tener una mejor respuesta de la gente, por lo que se toma su tiempo para seleccionar este tipo de imágenes: «Me fui a Oaxtepec, aquí a la vuelta, en Morelos, a la casa de un amigo, ya me urgía una alberquita, estaba en el área de jacuzzi», dijo entre risas.

Pero la sonrisa en su rostro no duró mucho tiempo, pues inmediatamente después su compañera, Laura G hizo, lanzó un incómodo comentario a la modelo, al asegurar que es muy exigente con el contenido que publica en sus redes y que, incluso, usa de fotógrafo a su esposo.

«En el detrás de la fotografía, ahí tienes al pobre Luis Ángel (su esposo) tomándole la foto y luego le dice: ‘no me gusta, otra vez'», señaló G.

Silva decidió responderle a la locutora y hasta le recordó que ella también es muy quisquillosa cuando de tomarse fotos se trata.

«Cálmate si estás igual, somos igual así que toma un montón para escoger la mejor y pues salió la mejor».

Pero la situación no terminó ahí, tras los dimes y diretes, Kristal recibió varios halagos por partes de sus los hombres del programa, quienes no sólo admiraron su impresionante abdomen, sino cada una de las curvas de su figura.

Esto, parece ser que le ocasionó un poquito de celos a Laura, pues cuando Sergio Sepúlveda dijo que podría jugar canicas en el vientre de su compañera, la presentadora terminó con el momento diciendo: «basta, basta, basta, basta».