LA REGULACIÓN DE LOS CIGARROS ELECTRÓNICOS QUEDA EN EL LIMBO

La regulación de la venta de los cigarros electrónicos quedó en el limbo con la disputa jurídica entre el Gobierno federal, que prohibió su importación, y la Suprema Corte de Justicia de la Nación, que calificó la medida como desproporcionada e inconstitucional.

Sergio Barrera, diputado federal por Jalisco, presentó una propuesta para ordenar la utilización de los aparatos.

El legislador emecista argumentó que su prohibición no es una buena alternativa y sostuvo que ante su proliferación se debe contar con reglas claras sobre sus características, el contenido de las sustancias que usan, los riesgos de su abuso y la disposición final que deben tener.

“Es una realidad que ya se usan en todo el país, no están regulados y no sabemos cómo llegan. Tampoco hay certeza de la calidad que tienen y se están convirtiendo en un problema de salud pública”, dijo.

La iniciativa fue turnada a comisiones legislativas para su análisis y dictaminación. Barrera comentó que también plantean el cobro de impuestos por la importación y comercialización.

Mientras el tema se debate en lo jurídico, la venta de esos productos continúa.

En Guadalajara se ofrecen vía redes sociales, donde se pueden adquirir con diferentes costos, sabores y con entrega a domicilio.