¡HISTÓRICO! MÉXICO DERROTA A PUERTO RICO Y AVANZA A SEMIFINALES EN EL CLÁSICO MUNDIAL DE BEISBOL

Por cada pelotero que nace en el noroeste del país, por cada bateador que se forja en Sonora, por cada lanzador de Sinaloa o por cada niño que elige el beisbol en lugar del futbol en Los Altos de Jalisco.

Por cada uno de ellos, por todos los niños que juegan el fin de semana en el SUTAJ de Tlaquepaque, la selección mexicana de beisbol hizo historia este día al meterse por primera vez en las Semifinales del Clásico Mundial.

¿Este será el triunfo más importante de nuestro país en la historia del “Rey de los Deportes”? Esa es la pregunta que impera en este momento, pero tratándose de una victoria a costa de Puerto Rico para meterse entre las cuatro mejores selecciones del planeta, quizá no suene exagerado este juicio.

La pizarra final en la casa de los Miami Marlins fue de 4-5 en favor del equipo comandado por el manager Benjamín Gil, y aunque el tanteador relata un juego apretado, en realidad no cuenta fielmente el dramatismo y los tintes de epopeya que tuvo esta victoria para nuestro país.

El guion fue el de la hazaña perfecta: México inició perdiendo desde la primera entrada con un par de vuelacercas espalda con espalda a costa de Julio Urías, pero como si esto hubiera despertado el orgullo mexicano, la serpentina tricolor se encargó de no permitir una nueva anotación de los boricuas durante el resto del encuentro.

Con el respaldo de sus lanzadores la ofensiva de México fue oportuna al timbrar en el segundo y quinto rollo para acercarse en la pizarra.

Pero fue en la séptima entrada cuando la selección nacional le dio la vuelta a la situación, pues con un sencillo de Isaac Paredes y otro más de Luis Urías nuestro país trajo un rally de tres carreras en los spikes de Austin Barnes, Randy Arozarena y Alex Verdugo.

Una vez en desventaja Puerto Rico estuvo coqueteando con el empate pero Arozarena les dijo que no con una atrapada maravillosa a un elevando de Emmanuel Rivera que sobrevoló por todo el jardín izquierdo.

Luego de esto la agonía vino con Jake Sánchez y Giovanny Gallegos en el montículo, pero al final los errores pesaron más del lado boricua con jugadas como un pésimo toque de bola por parte de Vimael Machin que terminó por costarle un out a los caribeños.

El momento más tenso para México fue cuando Francisco Lindor pegó un sencillo para poner dos hombres en las almohadillas a falta de un out para que terminara la baja de la novena, pero fue justo ahí que Kike Hernández se fue ponchado por Gallegos y de esta forma es que nuestro país se metió por primera vez en la historia en las Semifinales del mundo, instancia en donde ya nos aguarda Japón.