ASÍ SON LAS ‘NARCO TROCAS’ ASEGURADAS EN TAMAULIPAS

Un fuerte enfrentamiento entre miembros del crimen organizado y oficiales de la Guardia Estatal se registró este jueves en la carretera federal San Fernando-Reynosa en Tamaulipas.

El enfrentamiento dejó a un oficial herido y el aseguramiento de camionetas, algunas de ellas con escotillas para empotrar armas de alto poder.

El ataque armado ocurrió a las 15:00 horas en el kilómetro 46 entre el ejido San Germán y González Villarreal, punto intermedio entre San Fernando y Reynosa.

Oficiales de la Guardia Estatal de Tamaulipas fueron sorprendidos por un convoy de por lo menos siete camionetas y en las que andaba gente armada.

Los oficiales al verse superados solicitaron el apoyo lo que originó un fuerte enfrentamiento.

Familias que circulaban en esos momentos se vieron afectados, algunos al ser chocados sus vehículos por los delincuentes y otros al tronarles los neumáticos al pisar los artefactos metálicos conocidos como “ponchallantas” y que arrojaron los delincuentes para evitar ser alcanzados.

En la agresión un agente estatal salió herido y de acuerdo a versión de la Secretaría de Seguridad Pública la lesión no fue de gravedad.

Al apoyo se sumó el Ejército Mexicano por lo que la persecución fue hacia las brechas que conectan con rancherías.

La autoridad encontró abandonada una camioneta Tahoe blindada, la cual en la parte trasera tenía un par de escotillas para empotrar armas de alto poder y así atacar a quienes los persiguieran.

Además se aseguró otra F150 y una GMC en las cuales había en su interior “ponchallantas”.

El área donde ocurrieron los enfrentamientos es codiciada por los grupos del crimen organizado, ya que asemeja un triángulo en el que comprende carretera desde la «Y» de San Fernando, Matamoros, Reynosa y encierra ejidos cuyas brechas comunican a Valle Hermoso, Reynosa, Río Bravo con extensiones que llegan a municipios de la Ribereña.