ESCUCHAR ESTA CANCIÓN HARÁ QUE TU ANSIEDAD BAJE HASTA 65 POR CIENTO

Cuando te sientas desesperado, angustiada o cerca de un ataque de pánico, ten a la mano esta canción: Weightless, (Sin peso en inglés) del grupo musical Marconi Union, que según especialistas en neurociencias ayuda a disminuir los niveles de ansiedad de quien la escucha hasta en 65 por ciento.

Se trata de una pieza de ocho minutos con ocho segundos creada en 2011 por tres músicos en colaboración con la Academia Británica de la Terapia del Sonido. Cada detalle, armonía, ritmo y bajo está pensado para calmar el ritmo cardiaco del oyente, bajar la presión de la sangre y llevarlo a un estado de serenidad.

La pieza forma parte de un experimento para combinar la música electrónica con terapias auditivas ante el incremento de crisis de pánico, ansiedad y trastornos de la personalidad entre los jóvenes.

Para identificar qué tan efectivas son esas piezas musicales, el laboratorio de neurociencia Mindlab Internacional realizó un estudio para identificar cómo es que la música puede ayudar a prevenir ataques de ansiedad.

El estudio consistió en pedirles a varios voluntarios que trataran de resolver difíciles rompecabezas tan rápido como pudieran, mientras tenían varios sensores conectados a la cabeza. Esos sensores registraban los niveles de estrés de los participantes y cómo reaccionaba su cerebro a distintas canciones relajantes que sonaban durante el reto.

Canciones como Strawberry Swing del grupo británico Coldplay, o Canzonetta Sull’aria de Mozart, entraron al top 10, donde las piezas bajaban los niveles de estrés, en promedio, 35 por ciento.

Pero la ganadora, de acuerdo con el doctor en Neuropsicología David Lewis-Hodgson, fue Weightless de Marconi Union, con un nivel récord de 65 por ciento. El hallazgo fue tan importante que el año de creación de la pieza, 2011, la revista TIME mencionó Marconi Union en su lista de inventores del año.

Según el especialista, Weightless logra disminuir en más de la mitad los cambios químicos que hay en el cerebro cuando la ansiedad, el miedo e, incluso, la depresión, aparecen.