DECLARAN PATRIMONIO DE LA HUMANIDAD POR LA UNESCO A TRES BALNEARIOS ALEMANES

Los balnearios alemanes de Baden-Baden, Bad Ems y Bad Kissingen y la colonia de artistas Mathildenhöhe de la ciudad germana de Darm-stadt fueron declarados ayer Patrimonio de la Humanidad por la Unesco, en su 44 sesión celebrada en Funzhou, China.

Los tres sitios con aguas termales de Alemania, junto con otros ocho en diferentes países del continente, fueron seleccionados bajo la etiqueta de Grandes Spas de Europa; es decir, balnearios que alcanzaron resonancia internacional entre finales del siglo XVII y comienzos del siglo XX.

Únicamente los sitios culturales y naturales de “valor universal excepcional” reciben este codiciado título, según establece la Convención de 1972 para la Protección del Patrimonio Mundial Cultural y Natural.

Su paisaje urbano incluye edificios orientados a funciones médicas, terapéuticas y sociales. Las aguas termales naturales de estos lugares fueron la base para una “tradición de balnearios europeos que se extendió a lo largo de varias épocas”, según se indicó.

 En estos elegantes lugares de cuidado de la salud, el ocio y la socialización, surgieron prototipos arquitectónicos y una tipología urbana para la que no existe ningún paralelismo anterior”, argumentó Baden-Baden en su nominación.

Por otra parte, el plan para presentar la candidatura de la colonia de artistas Mathildenhöhe maduró hace diez años en Darms-tadt, en el estado de Hesse.

El complejo de 15 edificios, parques y esculturas es considerado como un punto de fusión en la arquitectura, que combina el modernismo con la transición hacia la famosa escuela alemana de diseño Bauhaus. La motivación para construir esta colonia no fue sólo de naturaleza cultural, sino también económica.

El Comité del Patrimonio Mundial continuará sesionando hasta el 31 de julio. Este organismo está compuesto por 21 estados.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

dieciseis + 18 =